miércoles, 12 de septiembre de 2012

Play de Javier Ruescas

Título: Play Primera parte de trilogía
Autor: Javier Ruescas

Editorial: Editorial Montena
Palabras clave sobre el género: Juvenil, realista, fama, amor

Puntuación total: 4'5/5
Edición: 4/5
Narración: 4'5/5
Diálogos: 4'5/5
Personajes: 4/5
Relaciones: 4/5

La semana pasada recibí en mi casa un paquete muy bien recibido: Play, la nueva novela de Javier Ruescas, la quinta que ha publicado (¡¡y las que quedan!!) y la primera realista que leo de él. La empecé ese mismo día y hoy os traigo la reseña del libro que saldrá a la venta el 4 de octubre con la editorial Montena.

Play nos cuenta la historia de Aarón y Leo Serafín desde sus puntos de vista. Son hermanos completamente opuestos: Leo es extrovertido, egocéntrico y muy rebelde; Aarón en mucho más tranquilo, nunca se ha considerado gran cosa y siempre se ha dejado llevar por lo que le han dicho que haga. Después de dos años sin verse, Leo irrumpe en la vida familiar cuando Aarón acaba de perder a la chica de su vida, Dalila Fes.

Nada más empezar la historia, Aarón nos pone en antecedentes. Él lleva sin saber nada de su novia bastante tiempo y lo primero que hace cuando llega a Madrid es ir a verla, con la mala suerte de encontrarse a una masificación de gente con pancartas frente un escenario. Todos están allí porque van a realizar un remake de un cuento popular conocido como Castorfa y da la casualidad de que la brillante y maravillosa Dal tiene algo que ver con este bombazo.

Aarón no comprende absolutamente nada y Leo… como buen hermano que es (sí… claro) decide hacer algo para ayudarle. El primer paso lo da cuando encuentra en el ordenador una serie de canciones que le encantan y resultan ser obra de su hermano pequeño (que tenía muy bien escondido ese talento). El segundo es cuando se le ocurre la grandiosa idea de colgarlas en Youtube (link para ver el canal de Play Serafín) y ahí es cuando comienza la locura.

Lo que provoca cuando Leo le da al botón de “Subir” va más allá de lo que nunca podría haber imaginado y es que el mundo de Internet es tan basto y útil como peligroso. El éxito va de la mano con la mentira y la soledad en esta novela. Aarón y Leo se introducirán en un mundo que no comprenden y que amenazará con comérselos ¿podrán soportarlo?

Como dije en Twitter poco después de comenzar la novela, este libro es perfecto para hacer una serie de televisión porque los personajes son estupendos y cercanos. Las ocurrencias de Leo me sacaron muchísimas sonrisas, además de lograr sacarme de quicio a veces (cosa que no muchos pueden decir). Aarón me enamoró porque me sentí muy identificada con él (no por el talento musical, os lo aseguro), esa forma de compararse continuamente con su hermano sin ver su belleza personal la he vivido y creo que muchos pensarán igual que yo. Además, el punto friki hace que sea mejor. Lo que más me gusta de estos hermanos es el sentido del humor diferente que tienen.

Los que me conocéis sabéis que tengo debilidad por los secundarios y en esta ocasión no ha sido diferente. Javier Ruescas nos dio a Sirgeric en Cuentos de Bereth y en Play repite con Emma, un personaje supuestamente secundario que me ha emocionado, sólo diré que me encantaría tener sus pendientes de snitch. Por otra parte Olivia también es encantadora, es esa amiga con la que te gustaría contar y que espero que tenga más protagonismo en próximas entregas.

Obviamente no me puedo olvidar de ESE personaje: Tonya, la bola 8 que acompaña a Leo en cualquier circunstancia y a la que siempre hay una pregunta que hacer. Me pareció un detalle que enriqueció bastante la historia porque creo que Leo, sin Tonya, no sería totalmente Leo.

En cuanto a la escritura de Javier, cada vez lo hace mejor, además parece que el tono realista y desenfadado de la primera persona le queda perfectamente. Las voces de Leo y Aarón son diferentes pero en las dos se capta ese buen humor que tiene el escritor. Creo que con cada novela escribe mejor y se le nota cada vez más suelto y natural. Mis felicitaciones por ese talento para expresar los sentimientos más íntimos de los personajes con tanta ternura.

Para terminar, os la recomiendo porque es una novela amena, rápida de leer pese a su larga extensión y que os sacará alguna que otra sonrisa. Así que no os olvidéis: ¡Seguirle el rastro!

La cita en esta ocasión, al tratarse de dos narradores, serán dos.

Aarón:
Supongo que esta es una más de mis rarezas. Mientras unos, cuando se ponen nerviosos, sudan a raudales o empiezan a cambiar el peso de pie, yo compongo.

Leo:
En cualquier serie de televisión nuestra conversación habría sido muy diferente. Habría sido un reencuentro por todo lo alto con un abrazo final.
La realidad era un asco.

7 comentarios:

Nocturna dijo...

Gracias por la reseña guapa, aunque aún tengo dudas de si me va a gustar. Besotes ;)

Cris Viviendo entre Páginas dijo...

¡Muchas gracias por la reseña! La verdad que tengo muchas ganas de leer este libro ^-^

Un besito♥

Quike D-B dijo...

¡Quiero que salga YA! Cada reseña que leo (y están siendo poquitas de momento), me dan más ganas de tenerlo. ¡Que llegue ya el 4 de octubre!
¡Buena reseña! ¡Un abrazo!

Manuel.m.ad dijo...

Hola.
Pues tengo unas ganas tremendas de leerlo ya!!
Un beso.

Marta Cruces Díaz dijo...

Muchas gracias por los comentarios, espero que cuando leáis Play, os guste tanto como a mí =D

knil dijo...

Es una obra que me tentaba pero de la que no estaba segura, creo que ahora me haré con ella sí o sí :D

Jon Nieve dijo...

Le tengo muchas ganas a este libro... y todo por todas las fantásticas reseñas que estoy leyendo de él, como la tuya ^^